fbpx

Fundactuar, una década previniendo el cáncer de mama y cérvix

Durante los últimos 10 años, la Fundación Actuar es Vivir (Fundactuar) ha contribuido para que 22,300 mujeres de escasos recursos económicos puedan optar a un “Chequeo Rosa” que les permita la detección temprana de cáncer de mama o de cérvix.

Convencida de que un chequeo a tiempo es indispensable para detectar el cáncer en sus estados iniciales y de esta manera tener mayor expectativa de vida, la Fundación atiende a diario entre 30 a 40 pacientes al día, 175 en promedio a la semana en dos turnos diarios; en su décimo aniversario, aviva el proyecto de ampliar operaciones a un tercer turno, con lo cual estarían atendiendo alrededor de 120 pacientes al día.

Alejandra Menéndez, directora ejecutiva de Fundactuar, señaló: “tenemos la visión de hacer nuestras instalaciones más grandes para atender a más pacientes, ampliar las oficinas administrativas, que haya una sala de espera, un área de psicólogas, tener otro mamógrafo, otro ultrasonógrafo, de manera que podamos atender más personas diariamente”.

Actualmente, la mayoría de las pacientes provienen de la zona central y occidental del país, pero la visión de la Fundación es que más gente conozca su labor y así llegar a más personas, para poder contribuir con su salud y calidad de vida.

Fundactuar atienden a mujeres que no están aseguradas o tienen acceso limitado a programas de salud, en muchos casos, nunca han recibido atención ginecológica y al llegar a la fundación se someten a un “Chequeo Rosa”, que consiste en una citología, mamografía y consulta ginecológica por una donación simbólica de $5. Dependiendo de los resultados se asesora a las pacientes sobre el tratamiento médico que requiere.

En esta década de servicio, la Fundación ha ampliado no solo la capacidad de atención a pacientes, sino además su equipo médico. Además del diagnóstico, también realizar procedimientos, especialmente para el cérvix, tales como una colposcopia y/o crioterapia, para pacientes que presenten lesiones premalignas. En el caso de las mamas, también realizan una corebiopsia, que consiste en tomar con un punzón pequeño una pequeña parte de la masa para saber si es maligno o no.

Luego de estos exámenes, se define si es necesario otro tipo de tratamiento o, en caso de arrojar un resultado positivo para cáncer, se refieren al Hospital Nacional de la Mujer, para otro tipo de seguimiento. Cuando una paciente es referida, se le realizan exámenes preoperatorios en el Hospital (privado) Paravida sin ningún costo adicional, De manera que la paciente llegue con todos sus exámenes listos para poder proceder más rápido con el tratamiento indicado por el Hospital.

De acuerdo con Menéndez, lo recomendable es que las mujeres se hagan sus chequeos al menos una vez al año, comenzando desde los 18 años en adelante, aunque reconoce que ya se han atendido menores de edad, en compañía de sus madres, por alguna anomalía identificada.

Agregó que “de los diagnósticos de cáncer identificados en la Fundación, el 97% ha tenido un tratamiento exitoso, en el resto lamentablemente no se puedo salvar sus vidas por presentar metástasis. Las sobrevivientes continúan asistiendo a sus chequeos y son un testimonio de cómo actuar tempranamente salva vidas”.

Síntomas a tener en cuenta

Consultada acerca de cuáles son los síntomas que las mujeres deben de tener en cuenta para acudir a una clínica, Menéndez apuntó como signos de alerta bolas anormales en las mamas, secreciones en pacientes que no están dando pecho, mamas enrojecidas o pezones hundidos, entre las principales. 

En cuanto al cérvix se debe poner atención a algún fluido vaginal de otro color o de otro olor, o al sentir dolor al tener relaciones sexuales.

La directora ejecutiva de la Fundación exhortó a las mujeres a convertirse en embajadoras de esta causa, para que motiven a otras a realizarse sus exámenes periódicos.

“El cáncer no discrimina, es similar para todas las mujeres que lo padecen, independientemente de su estatus social, raza o estado civil. Nosotros trabajamos para que a través de un chequeo se pueda identificar esta enfermedad a tiempo, así la paciente inicia el tratamiento lo más pronto posible, algo que es clave, al igual que el apoyo familiar”, recalcó Menéndez.

El cáncer de mama es una de las principales causas de muerte entre las mujeres salvadoreñas, la cifra se incrementó tras la pandemia por Covid en 2020 y 2021, ya que muchas mujeres no se realizaron sus chequeos en ese período.

Fondeo para sus operaciones

Actualmente, Banco Promerica El Salvador es el patrocinador oficial de Fundactuar, otorgándole anualmente $105,000 para sus operaciones, en el mes de octubre (mes en el que se conmemora la lucha contra el cáncer); asimismo a través de su sitio web, en el apartado de Banca con Solidaridad, existe un link para que los usuarios puedan donar de forma fácil y segura a través de un clic.

Adicionalmente, el banco coloca alcancías, en algunas agencias a nivel nacional, para que los clientes del banco puedan donar a esta noble causa; y hay una campaña permanente para que los donativos de los colaboradores se canalicen vía descuentos en planilla.

El año pasado también se realizó, por primera vez, la carrera Kilómetros Rosa, con la cual se lograron recaudar más de $30 mil para la Fundación.

About The Author

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *